Fallecimiento de Antonio D. Olano (La D era de Domínguez, pero usaba el Olano de su madre como apellido artístico)


PARÍS BOMBARDEADO
Durante la II Guerra Mundial un niño de Villalba, Lugo, bombardeó París desde un avión que despegó de una base militar nazi en León y volvió para contarlo ahora en una novela/nivola, mezcla de memorias y fantasía titulada "El niño que bombardeó París".
El autor acaba de morir antes de leer esta crónica. Era Antonio D. Olano, un personaje del realismo mágico, como sus paisanos de pueblo Fraga Iribarne y del cardenal Rouco Varela: el político se creía serio y resultaba teatrero, y el otro es un teatrero que parece muy serio.
Olano es uno de los periodistas, escritores y autores teatrales más fascinantes de las últimas décadas, amigo de personajes como Fidel Castro o el Ché Guevara y el Marqués de Villaverde, el yerno de Franco, por poner dos extremos.
Amigo también y biógrafo en una decena de libros de Picasso y de Dalí, "El niño que bombardeó París" (Actas Editorial) narra la postguerra española de un alter ego que a veces es él y en ocasiones otros niños que vuelan con alas artificiales o en aquellos Junker 52 que también salieron de León para bombardear Guernica.
La base alemana le permite al escritor volar a París con su amigo piloto Gustav Adolf y cruzar la historia con la pintura del malagueño-coruñés-barcelonés-parisino sobre el bombardeo para saber por qué está el toro en el Guernica.
Hijo de madre catalana, Gustav Adolf enlaza a Olano con el Dalí franquista, genio surrealista que infecta a Olano con su onirismo, lo que le permite descubrir al Picasso tolerado por los nazis cuando tomaron París, y a Hitler, que no se suicida, sino que es enviado con Eva Braun secretamente a Brasil en el avión de Gusta Adolf.
Nivola/novela que se lee como la alucinación inspiradora de Dalí, y que hace de Olano otra suerte de genio del realismo mágico.
Era una buena persona, amigo de sus amigos y piadoso con quienes no lo apreciaban.
Fuente: http://co.globedia.com/fallece-olano-periodicos-matandose

No hay comentarios.: